Frutas Tropicales · Chirimoyas de La Axarquía

Todo lo que necesitas saber sobre la fruta tropical Mango de Málaga - España​

El árbol de la chirimoya es de crecimiento lento, de color verde oscuro, Cuando la polinización es inadecuada y sólo se fecundan algunos óvulos de manera irregular, los frutos que se forman son asimétricos y deformes.

La piel es fina y delicada, la superficie del fruto presenta marcas en forma de U.

Chirimoya por dentro

 

La cáscara es delgada y frágil.

El interior de la fruta, de color blanco, posee una textura carnosa, blanda, cremosa, moderadamente jugosa, y de sabor dulce; con numerosas semillas de color desde marrón oscuro a negro, el sabor es subácido y delicado, a veces descrito como una mezcla entre la piña, el mango y la fresa.

El peso oscila entre 200 y 800 g. 

El color del fruto, según la variedad, puede ir de verde claro a verde oscuro.

Imágenes obtenidas de pixabay.com

CHIRIMOYA

Chirimoya de la Costa Tropical de Granada-Málaga

Chirimoya de la Costa Tropical de Granada-Málaga es una denominación de origen protegida aplicada a las chirimoyas que reúnen las características definidas en su reglamento, y cumplan los requisitos exigidos por el mismo.1

La zona de producción, de las chirimoyas amparadas por la denominación de origen está constituida por los terrenos ubicados en los términos municipales de MotrilSalobreñaVélez de BenaudallaLos GuájaresMolvízarÍtraboOtívarLentejíJete y Almuñécar, de la provincia de Granada, y NerjaFrigilianaTorroxAlgarrobo y Vélez-Málaga, de la provincia de MálagaEspaña.

Las chirimoyas protegidas proceden exclusivamente de las variedades Fino de Jete y Campas, aunque el Consejo Regulador puede proponer a la Consejería de Agricultura y Pesca de la Junta de Andalucía que sean autorizadas nuevas variedades que produzcan chirimoyas de calidad.

https://es.wikipedia.org/wiki/Chirimoya_de_la_Costa_Tropical_de_Granada-M%C3%A1laga

Denominación de Origen

(Redirigido desde «Denominación de origen»)
 
 

Ir a la navegaciónIr a la búsqueda

Denominación de Origen (DO) es un sello de calidad que hace referencia a la indicación de procedencia de un producto cuya calidad o características se deben fundamental o exclusivamente a un medio geográfico particular, con los factores naturales y humanos inherentes a él, y cuyas fases de producción tienen lugar en su totalidad en la zona geográfica definida.1

Existen diferentes regulaciones de las denominaciones de origen, a nivel continental, nacional y regional, entre las que se encuentran la Denominación de Origen Protegida (DOP), la Denominación de Origen Calificada (DOCa),2​ la Denominación de Origen Controlada francesa (AOC) o la Denominación de origen controlada y garantizada italiana (DOCG).

https://es.wikipedia.org/wiki/Denominaci%C3%B3n_de_Origen

Descripción

 

Fruto inmaduro in situ, maduro y cortado longitudinalmente.

 

Frutos unitarios del fruto sincárpico: cada uno deriva de un solo carpelo y unos 100-200 forman el conjunto frutal, la Chirimoya. La pulpa blanquecina que rodea a las semillas es la parte dulce y comestible de la fruta y tiene forma de bola.

 

Semillas sueltas (las de color negro de la derecha son frescas y las de color chocolate de la izquierda tienen unas cuantas horas al aire y luz).

 

Semilla abierta, evidenciando el tegumento fibroso pegado al endocarpo coriácea y al endospema ruminado. Hilo y micrópilo claramente visibles.

 

Semilla suelta – cortes ecuatorial y axial, evidenciando el endocarpo y el tegumento penetrando las ruminaciones laminiformes del endosperma.

 

Semilla suelta – corte longitudinal evidenciando el tegumento penetrando las láminas del endosperma ruminado. También se ve claramente el rodete ecuatorial periférico, el micrópilo y el hilo.

 

flor de chirimoya

El árbol de la chirimoya es de crecimiento lento, puede adquirir en su madurez una altura de 7 a 8 m, presenta exuberante follaje, porte erguido y a veces ramificado. El tallo es cilíndrico y de corteza gruesa. Las hojas, con peciolos de 6-12 mm, son simples, enteras, muy finas, de disposición alterna y de forma ovalada u ovada-lanceolada y con el envés tomentoso. Las yemas son compuestas y pueden originar brotes mixtos (vegetativos y florales).34​Las flores, de seis pétalos amarillentos jaspeados de púrpura, hermafroditas, son muy aromáticas, poco llamativas, solitarias o en ramilletes de dos o tres, sobre un corto e inclinado pedúnculo inserto en las axilas de las hojas. El cáliz consta de 3 sépalos de color verde oscuro, pequeños (2-4 mm) y de forma cuadrada . La corola está formada por seis pétalos dispuestos en dos verticilos; los tres pétalos exteriores bien desarrollados son carnosos, miden de 2,5 a 4 cm de longitud y la parte superior tiene forma aquillada o triangular; los tres pétalos internos son rudimentarios, en forma de escama, ovalados o triangulares, e incluso ausentes. La parte masculina de la flor consta de numerosos estambres (150-200), dispuestos helicoidalmente muy juntos sobre un receptáculo, formando una masa compacta y blanca oprimida por los pétalos. La parte femenina posee también elevado de número de carpelos (de 100 a 200), con un solo óvulo, dispuestos en espiral, formando un cono compacto en cuyos extremos se encuentran los estilos y estigmas. Al fecundarse los óvulos se desarrolla un fruto compuesto sincárpico, como consecuencia de la fusión de los carpelos alrededor de un receptáculo carnoso de forma alargada y cónica. Cuando la polinización es inadecuada y sólo se fecundan algunos óvulos de manera irregular, los frutos que se forman son asimétricos y deformes. La piel es fina y delicada, la superficie del fruto presenta marcas en forma de U que se corresponden con la zona de unión de los carpelos, pudiendo ser lisa o con pequeñas protuberancias.5

El fruto no es simple, sino un agregado de frutos adheridos sobre un solo receptáculo, producto de las pequeñas flores que se fecundan por separado. Así, la chirimoya considerada como perfecta es acorazonada y sólo se consigue en condiciones ideales de polinización abundante y uniforme. La cáscara es delgada y frágil; su superficie verde oscura, casi lisa, lleva como una red de sombras que denota los límites de cada frutilla.63​ El interior de la fruta, de color blanco, posee una textura carnosa, blanda, cremosa, moderadamente jugosa, y de sabor dulce; con numerosas semillas de color desde marrón oscuro a negro, el sabor es subácido y delicado, a veces descrito como una mezcla entre la piña, el mango y la fresa. Su sabor único se parece a una mezcla sutil de papayapiña y plátano.7​ Según el botánico David Fairchild,8​ la pulpa de la chirimoya tiene un sabor aromático que recuerda a un delicado hielo de frutas, con vainilla y piña y tal vez mango en él.

Los frutos de chirimoya se clasifican de acuerdo con el grado de irregularidad de la superficie, como: Lisa, piel prácticamente casi lisa6​ y difícil de distinguir las areolas;9​ Impresa, con depresiones suaves, semejando con «huellas dactilares»;4​ Umbonata, con protrusiones redondeadas en el ápice de cada areola; Mamilata con protuberancias carnosas y en forma de pezón; Tuberculata, grandes puntas afiladas en el ápice de cada areola.

El peso puede oscilar entre 200 y 800 gr. El color del fruto, según la variedad, puede ir de verde claro a verde oscuro. La pulpa es blanca, cremosa y moderadamente jugosa, con numerosas semillas de 1 cm de color desde marrón muy oscuro a negro, volviéndose de color chocolate en unas pocas horas al aire y la luz. Son obovoidas, ligeramente aplanadas, de superficie brillante con hinchazones y con un rodete ecuatorial periférico más o menos continuo e interrumpido en el ápice, ápice que es oblicuamente truncado al nivel del hilo. El endospermo es ruminado y envuelto en un tegumento fibroso íntimamente pegado a este último y al endocarpo, penetrando en las profundas fisuras e irregularidades (ruminaciones laminiformes) de su superficie.10

«La piña, el mangostán y la chirimoya» —escribió el botánico Seemann—, «se consideran las mejores frutas del mundo, y las he probado en aquellas localidades donde se supone que deben alcanzar su máxima perfección, – la piña en Guayaquil, el mangostán en la Indonesia, y la chirimoya en las laderas de los Andes, y si me preguntaran cuál sería la mejor fruta, elegiría sin duda la chirimoya. Su sabor, de hecho, supera al de cualquier otra fruta, y el naturalista Haenke tenía toda la razón cuando lo llamó la obra maestra de la Naturaleza».11

https://es.wikipedia.org/wiki/Annona_cherimola